Fundamor dictó el Taller de Iniciación a la Meditación

Taller de Iniciación a la Meditación
El 7 de agosto de 2013 la Fundación Amor realizó con todo éxito el primer Taller de Iniciación a la Meditación, dictado por el Lic. Fidel Danilo Romero, quien tiene amplia experiencia en esta materia. El taller también contó con la cofacilitación de la Prof. Cándida Romero y de la Lic. Gladys Oropeza, terapeutas y educadoras de dilatada trayectoria.  

A las instalaciones de la Escuela Sant Matt de Charallave, Estado Miranda, asistieron numerosas personas interesadas en participar en esta maravillosa experiencia que permite canalizar un sinfín de potencialidades a través de una metodología de fácil comprensión y ejecución, y con resultados extraordinarios que les permitieron sentir y apreciar los beneficios de la meditación en el ser humano. 

Participantes durante uno de los ejercicios realizados
La profesora Cándida Romero señaló que este es el inicio de una serie de talleres que la Fundación Amor tiene previsto realizar en los próximos meses, entre los que destacan: Agricultura Orgánica, Oratoria, Autoestima, Integración con los elementos de la naturaleza y otros talleres y cursos de crecimiento personal y prfesional. También aprovechó para expresar en nombre de la Fundación Amor su agradecimiento al Prof. Antonio Alvarenga, quien les apoyó en el desarrollo de la actividad.

Óscar M. Romero.

Una tarde con los niños

El sábado 20 de abril hicimos una entretenida visita a Troumaka, un pequeño pueblo ubicado en lo alto de una montaña en la ruta que va desde Chateaubelair hasta Kingstown (la capital de San Vicente y las granadinas), a escasos 20 minutos de Richmond Vale Academy. Cerca de las cuatro de la tarde llegamos todos los estudiantes e instructores de la academia. El lugar estaba desolado, sin embargo bajamos nuestros "macundales" y comenzamos a preparar las cosas en un salón que la escuela nos había cedido para las actividades... y llegaron dos o tres niños.

Seguimos preparando las cosas (los macundales) y de repente, ya estaban ayudándonos 7 u 8 niños. Mesas por aquí, sillas por allá y así, poco a poco nuestro espacio comenzó a adquirir forma, color y sonidos, pues, como por arte de magia, minutos después ya eran una veintena de "chamitos" (chavales, chavos, quinchos o pibes) los que nos rodeaban, correteaban o ayudaban a colocar afiches, a barrer o a dar los toques finales a la disposición de las mesas.

Para el momento de comenzar nuestra tarde de alegría con los más pequeños ya estábamos contagiados con el entusiasmo de más de sesenta niños que disfrutaron el juego de dominó con Luna y Carla; la competencia de aviones de papel que ideó Martin; las clases de guitarra impartidas por Oscar y las de tambor impartidas por Selly; o el minicurso de elaboración de pulseras por parte de Jinny y Olimpia; el club de tijeras con Gana y Beata; la mesa donde Farruk, Alex y Yi Ping armaban puzles (rompecabezas) o los expertos en origami en que Hwi convirtió a unos cuantos pequeños.

Fue una tarde increíblemente hermosa porque todos esos niños hicieron que cada uno de nosotros reviviera aquellos años de nuestras vidas en los que la alegría, el entusiasmo, el optimismo y la energía eran la norma. La época más feliz de nuestras vidas, acaso lo que debería ser el estado natural del ser humano. Cuando nos despedimos muchos de ellos nos dieron las gracias sin saber que los agradecidos éramos nosotros, por habernos hecho olvidar lo adulto que somos y recordar lo niños que debemos ser.
Oscar Manuel Romero.

Conociendo Bequia

En la penúltima semana del programa GAIA lo estudiantes-voluntarios realizamos una visita de cuatro días a la isla de Bequia, con el objetivo de conocer algunos proyectos interesantes que se ejecutan allí y también para apreciar y disfrutar sus atractivos naturales y turísticos.

Port Elizabeth
Bequie es una de las islas Granadinas, la más cercana a San Vicente, situada frente a Kingstown. Es una isla pequeña, de tan solo 18 Km2 y cuenta con cerca de 5000 habitantes. Cada año la isla es visitada por miles de turistas que desean disfrutar de sus playas cristalinas, días soleados y la cordialidad de sus pobladores. Sin embargo esta pequeña isla tiene serios problemas de suministro de agua debido a que carece de ríos. De allí que sus habitantes dependen totalmente del agua de lluvia para satisfacer sus necesidades básicas como preparación de alimentos y aseo personal. Eso ha generado una conciencia colectiva orientada al uso racional del vital líquido que se traduce en un escrupuloso uso del agua en las cantidades mínimas necesarias y el uso generalizado de mecanismos de recolección, almacenamiento y bombeo de agua de lluvia. 

Santuario de torguas
Durante nuestra visita nos acercamos al Santuario de Tortugas, un complejo privado donde se realizan esfuerzos por proteger a estos animales que son emblemáticos de la zona. En este lugar se mantienen aproximadamente 30 tortugas adultas que se reproducen constantemente. Las crías son mantenidas en tanques especiales, donde reciben alimentación y todos los cuidados necesarios hasta que alcanzan un tamaño suficiente para su liberación en el mar, contribuyendo de esta manera a preservar esta importante especie. Esta visita nos permitió hacer una saludable caminata de dos horas desde Port Elizabeth hasta Park State, incluido el retorno.

Planta de desalinización en Paget Farm
Otro interesante proyecto consiste en una planta de desalinización en Paget Farm, una localidad ubicada al sur de Bequia. Este proyecto ha significado un alivio para los habitantes de este pequeño pueblo, en relación al suministro de agua, ya que es capaz de bombear 30 galones diarios a cada vivienda de un sector de la comunidad (aproximadamente 50 familias). El objetivo a mediano plazo es abarcar todo el pueblo y a largo plazo a toda la isla. El proceso de desalinización por ósmosis inversa requiere una alta demanda de energía eléctrica que será suplida por paneles solares que estarán ubicados en la pista aérea aledaña  a esta planta.

Excursión a Mount Pleasant
La visita a Bequia fue muy fructífera. Además de aprender mucho y conocer estos proyectos, el tiempo alcanzó para tomar el sol en las hermosas playas de aguas cristalinas y para hacer una intensa y apasionante excursión al Mount Pleasant, el punto más alto de la isla. En el trayecto conocimos numerosas comunidades, la playa de la Bahía Ravine y Blow Hole, un interesante fenómeno de elevación de agua parecido a un geiser. La vista de Port Elizabeth desde el punto más alto de Bequia es espectacular. Desde allí también pudimos apreciar Paget Farm, Belmont y todas las Granadinas (Moustique, Canouan y Union Island).


Oscar Manuel Romero.

GAIA va a la escuela



Niños de Chateaubelair dibujan una composición
libre sobre calentamiento global
Una de los objetivos que se propone el Programa GAIA es difundir temas que contribuyan a conservar el planeta. Por eso Rinchmond Vale Academy ha coordinado con el Ministerio de Educación de San Vicente y las Granadinas, la realización de un programa de educación ambiental en escuelas primarias y secundarias de Fitz Hughes, Chateaubelair, Rose Hall, Peit Bordel, Troumaka y Coulls Hill.

Para llevar a cabo esta tarea, los integrantes de GAIA nos conformamos en grupos de dos personas que nos dirigimos a las instituciones educativas de los pueblos mencionados, donde desarrollamos actividades relacionadas con cinco temas principales que hemos planificado: Calentamiento global y cambio climático; Agricultura orgánica y sostenibilidad, Nutrición y salud, Reducir, reusar y reciclar y Un tesoro llamado agua.

Adolescentes de la escuela secundaria de Troumaka
observan un vídeo sobre agricultura orgánica
Cada una de estas actividades ha sido planificada tomando en cuenta si se trata estudiantes de primaria o de secundaria, por lo que las estrategias varían un poco: vídeos para todos los grupos y además presentaciones en Power Point para los alumnos de secundaria.

Alumna de la escuela primaria de
Coulls Hill expone un tema
Las tareas que realizan los alumnos también son diferentes. Por ejemplo, en la clase sobre calentamiento global y cambio climático, los estudiantes de primaria son motivados a hacer un dibujo que luego es colocado en una cartelera. Para los adolescentes la actividad se centra en diseñar un afiche que explique el fenómeno del calentamiento global y sus efectos en la sociedad. En otros casos consiste en leer y analizar diversos documentos que entregamos a equipos de cinco o seis alumnos y luego de una discusión de 15 minutos las conclusiones son expuestas a los compañeros.

Una vez culminadas las clases se realizará una competencia en la cual los alumnos de cada escuela colectarán deshechos sólidos y deberán darle alguna utilidad. La escuela más creativa recibirá premios que consistirán en útiles escolares y artículos deportivos.

Oscar Manuel Romero.


Noches culturales en RVA

Música tradicional de San Vicente y las Granadinas
en una de nuestras noches culturales
En Richmond Vale Academy tendrás la oportunidad de aprender muchas cosas: cultivar una huerta orgánica, cría y entrenamiento de caballos, un nuevo idioma, cómo usar racionalmente los recursos naturales, medidas para evitar el calentamiento global, reciclaje y muchas cosas más. También podrás ejecutar proyectos, no sólo en el campus de RVA, sino también en las comunidades de San Vicente y las Granadinas. Además participarás con tus compañeros en las tareas necesarias para conservar las áreas de la academia. Pero no creas que acá dedicamos el tiempo solo al estudio y al trabajo. Todo lo contrario: además de practicar deportes como montañismo, ir a la playa, ver una buena película o entrenarte en nuestro bien equipado gimnasio, cada sábado podrás pasarla de lo mejor en nuestra Noche Cultural (Culture Night).

Gastronomía internacional en RVA
La noche cultural es una actividad organizada por las personas que conformamos los programas de RVA (Luchando contra la pobreza, GAIA, Camp Future, etc.). Cada sábado los responsables escogen un tema en particular y se encargan de todos los pormenores como la decoración, comidas, música, juegos, etc. Además informan de cualquier detalle adicional, como el tipo de vestuario que debemos llevar (no siempre es necesario). Por ejemplo, en una ocasión uno de los equipos preparó una noche de tradiciones locales, por lo que cada uno  realizó actividades propias de su país de origen (música, cuentos, juegos, danzas, etc.). Además preparamos comidas y dulces tradicionales de cada nación. Por Venezuela, Gustavo preparó un dulce de lechosa que ni a la abuela le hubiese quedado mejor. 

Los "niños" de RVA en diversos juegos y concursos
En otra ocasión tuvimos una fiesta infantil donde todos debíamos ir vestidos como auténticos chamos, chamacos, pibes, chavales, quinchos o como quieras decirlo. Ese día estaba prohibido ser adulto y revivimos los mejores momentos de nuestras vidas: aquellos años en los que no existía otra cosa en nuestra mente que no fuese la felicidad, la alegría y el entusiasmo propio de los niños. Además, cuando llegan nuevos voluntarios a RVA, la noche cultural se la dedicamos a ellos como una fiesta de bienvenida.

Como puedes ver, en Richmond Vale Academy vivirás una experiencia inolvidable, única e irrepetible, donde compartirás sanamente con personas de todas partes del mundo en un lugar espectacular, rodeado de naturaleza y de buena vibra. ¡Anímate! Escríbele a Gustavo Noles al correo volunteer1@richmondvale.org para que te pongas de acuerdo con él y asistas a las jornadas informativas que hará en Puerto Ordaz, Caracas y Maracay en noviembre y diciembre de este año. 

Oscar Manuel Romero.


El equipo GAIA en la comunidad

El programa GAIA incluye una constante interacción con la comunidad. Los conocimientos, los conceptos, las teorías y toda la investigación relacionada con el cambio climático, la protección del ambiente y el cuidado del planeta pierden su valor si se quedan en las bibliotecas. Lo más importante es acercarnos a la gente en el lugar donde viven y compartir con ellos las cosas que aprendemos en Richmond Vale Academy y también aprender de ellos el conocimiento ancestral, que se transmite de generación en generación.

Debbie y su sobrino Sinclair compartieron el almuerzo
con Kata y Oscar, del equipo GAIA
La última semana de octubre los integrantes de GAIA nos dividimos en grupos de dos y nos instalamos en diversas comunidades. Kata y yo compartimos dos días con Devie y su familia en Coulls Hill, un pequeño pueblo ubicado en una montaña de San Vicente y las Granadinas, justo frente al mar. Nuestra visita coincidió con la celebración del Día de la Cosecha de St. John Spiritual Baptist Church (La Iglesia Espiritual de San Juan Bautista).

Variada gastronomía vicentina
La experiencia fue muy enriquecedora porque pudimos compartir la vida cotidiana de los vicentinos, degustamos la comida casera, conversamos con los vecinos y pudimos conocer un poco más sus costumbres. Incluso aprendimos a cocinar algunos platos tradicionales que prepararon Debbie y su familia en casa de una de sus hermanas (Claire), con motivo de la celebración religiosa del domingo. Entre otras cosas, Kata y yo ayudamos a preparar cocadas (dulce de coco rayado con especias), tortas y bebida de jengibre. El sábado almorzamos un plato llamado Pilow, un riquísimo arroz con frijol, coco, azúcar y carne: una divinidad. Una característica muy particular de la gastronomía vicentina es la exuberante combinación de sabores. Un plato puede tener hasta ocho diferentes ingredientes. Por ejemplo, el día domingo almorzamos una comida preparada con arroz, pollo, plátano, batata (patata dulce), pasta gratinada, puré de papas y ensalada.


Kata y Oscar en casa de Claire
También ayudamos en la limpieza y decoración del templo, donde niños, adultos y ancianos trabajan por igual, con un entusiasmo que contagia. El colofón de nuestra estadía fue la celebración religiosa el domingo en la tarde, donde pudimos apreciar la devoción de la gente y escuchamos hermosas canciones en loor a Jesús (Cristo) y donde los niños participaron activamente con poesías y cánticos. En nombre de Richmond Vale Academy, de GAIA Team y en el mío propio, agradezco a Debbie y a su esposo Paris por las atenciones que nos prodigaron; también a Claire, sus hijos (Sinclair y Vicky), a su mamá (Mildred) y al pueblo de Coulls Hill, por habernos hecho sentir parte de esa comunidad. 
Oscar Manuel Romero.


Investigando la vida marina en Cayo Tobago

El programa GAIA de Richmond Vale Acadmy incluye la investigación de campo acerca de diversos asuntos. La primera semana de octubre (2012) los participantes de este programa visitamos el Parque Marino Cayo Tobago, situado a escasos kilómetros de Union Island. Esta isla, forma parte de las Granadinas y está situada muy cerca de Grenada. Para llegar a este hermoso lugar es necesario tomar el ferry en Kingstown, la capital de San Vicente y las Granadinas. La travesía dura un poco más de cinco horas, con una escala en la isla de Canouan. En esta oportunidad llegamos a las seis de la tarde.

Investigación de GAIA Team sobre la vida marina en
Tobago Cays Marine Park, Union Island.
Al día siguiente los integrantes del equipo GAIA nos dirigimos muy temprano al Parque Marino de los Cayos de Tobago (Tobago Cays Marine Park) con el fin de realizar observaciones de la diversidad biológica de estas pequeñas islas coralinas y tomar notas que serán útiles para los estudios que realizaremos durante el programa, relacionados con el cambio climático y sus efectos para la vida del planeta.

Durante la jornada pudimos ver diversas especies de aves, peces y reptiles, corales y la vegetación de los pequeños cayos. Es increíble como muchos ejemplares interactúan con los humanos, incluso pudimos observar aves que no sentían amenaza con nuestra presencia. Es alarmante saber que muchos lugares como estos alrededor del mundo dejarían de existir con un eventual aumento de tan solo 7 metros en el nivel del mar, como consecuencia del calentamiento global. De allí la importancia de unir esfuerzos dirigidos a reducir sus efectos. El equilibrio natural del planeta es muy frágil. Todas las iniciativas que permitan mantener ese balance deben ser consideradas para el bienestar de las futuras generaciones.

Oscar Manuel Romero.

Richmond Vale Academy, una gran experiencia

Apenas tengo un mes en Richmond Vale Academy. Hace unos días la coordinadora del programa en el que estoy (GAIA) me preguntó cómo me sentía. Mi respuesta fue: "justo como lo imaginé" y es la verdad.

En el corto tiempo que llevo acá he podido aprender mucho. Lo más interesante para mí ha sido poder comunicarme en inglés, una lengua que estoy lejos de dominar, pero que ya empiezo a balbucear (incluso ya expuse dos veces en inglés). Además estamos trabajando en diversos proyectos que nosotros mismos hemos escogido. Yo, por ejemplo, trabajaré con Natalia (Brasil) en la reutilización de aguas grises en la Academia y esperamos que este modelo pueda ser replicado en San Vicente y Las Granadinas en el futuro. 

El equipo GAIA trabajando en el Huerto Orgánico
Otra de las cosas que más satisfacciones me ha dado es el Huerto Orgánico, donde estamos aprendiendo cómo sembrar hortalizas, granos, verduras y muchos otros vegetales, pero sin usar pesticidas, insecticidas o abonos químicos; todo es 100 % natural. Lo que producimos es para nuestro consumo y el objetivo es aumentar la producción para suplir totalmente nuestros requerimientos.

A Richmond Vale Academy vienen personas de diversos países, lo que nos permite conocer otras culturas. Actualmente convivimos voluntarios de Venezuela, Colombia, Chile, Brasil, México, España, Estados Unidos, Alemania, Noruega, Lituania, Letonia, Hungría, Corea del Sur, China e Irán y en los próximos días llegará un participante de la India. Constantemente llegan personas de todas partes del mundo.

GAIA Kids Club en Chateaubelair
Además tenemos muchas cosas para disfrutar, como ir a la playa (a tan solo 5 minutos), caminatas a la montaña, gimnasio, cine, biblioteca, conexión permanente a internet (wi fi), en fin, muchas cosas qué hacer. Acá el aburrimiento es imposible y todo en un ambiente natural, con una vista espectacular y mucha vegetación y aire puro. Además estamos cerca de Chateaubelair, un pueblo en el cual tenemos el GAIA Kids Club (también tenemos un club en un pueblo llamado Coulls Hill) donde compartimos con los niños muchos juegos, les enseñamos cómo sembrar en un Jardín Orgánico y hacemos muchas otras actividades.

A RVA vienen personas de muchos países del mundo
¿Valió la pena venir a Richmond Vale Academy? sin duda, mi respuesta es un rotundo "Sí, valió la pena". Estoy aprendiendo muchas cosas y he conocido gente maravillosa. No siento que estoy haciendo un sacrificio ni un gran esfuerzo, a pesar de que constantemente hacemos muchas cosas, pero al ser en un ambiente de compañerismo, respeto, solidaridad y mucha alegría no sientes cansancio ni agotamiento, por el contrario, mucha satisfacción por las cosas que vas logrando cada día con la ayuda de tus compañeros.

Esta es una experiencia inolvidable en todos los sentidos. Les invito a buscar más información en la página web www.richmondvale.org o escribe a info@richmondvaleacademy, donde te responderemos todas las inquietudes que puedas tener. ¡Anímate! No te arrepentirás.
                                                                                                 

                                                                                                                           Óscar M. Romero


Día internacional de limpieza de playas

El sábado 15 de septiembre (2012) se celebró el Día Internacional de Limpieza de Playas y todo el personal de  Richmond Vale Academy (estudiantes y profesores) se organizó en dos grupos que se movilizaron, uno a la Playa de Richmond y el otro al pueblo de Cheteaubelair.

Cada grupo se dedicó a recorrer las playas y a retirar todos los deshechos esparcidos en estas costas: botellas de plástico y de vidrio, envases de aluminio, bolsas de plástico, chatarra y toda clase de basura fue recolectada y contabilizada para registrar estadísticas que permitan analizar el cumplimiento de los objetivos y hacer comparaciones con los resultados de años anteriores.

                                      








Programa GAIA de Richmond Vale Academy

El 5 de septiembre de 2012 Óscar Romero viajó a Richmond Vale Academy en San Vicente y las Granadinas donde participará en el programa GAIA en el que se desarrollan diversos temas relacionados con la conservación de nuestro planeta, entre ellos:
  • Estudio e investigación sobre el calentamiento global y el cambio climático
  • Servicio comunitario
  • Huertos orgánicos
  • Medidas ambientales para la conservación de playas y ríos
Richmond Vale Academy
El programa tiene una duración de 6 meses y en el período septiembre 2012 - marzo 2013 tendrá la participación de 9 personas de diferentes nacionalidades: Michelle y Caronila (Alemania), Ingrid (Noruega), Kata (Hungría), Cristiana (Letonia), Ángela (Lituania), Nathalia (Brasil), Bruno (Brasil), Óscar (Venezuela) Este equipo de GAIA es coordinado por Vaida (Lituania).

Integrantes de GAIA Team
Richmond Vale Academy ofrece una excelente oportunidad de conocer personas de muchos países y de aprender nuevos idiomas (muchos participantes aprenden por lo menos dos lenguas). En la actualidad hay estudiantes de España, China, Irán, México, Chile, Korea del Sur, Colombia, Estados Unidos y Rusia y se espera que en los próximos días se incorporen otras personas al programa Fighting whith de Poor (Luchando contra la pobreza) que tiene una duración de 18 meses.

Lo que aprenderemos en el programa GAIA servirá para complementar el proyecto de Potabilización de Agua en Comunidades rurales e indígenas de Venezuela, que esperamos iniciar entre 2014 y 2015

Oscar Manuel Romero.

Fundación BNS organizó I.° Foro Educando para erradicar la violencia hacia la mujer.

En diciembre de 2011 la Fundación Blanca Nieve Sierra organizó el Primer Foro "Educando en Derechos Humanos para erradicar la violencia hacia las mujeres", celebrado en la ciudad de Barquisimeto, Estado Lara (Venezuela). Este evento recibió la colaboración de las organizaciones Amnistía Internacional y el Observatorio Venezolano de los Derechos Humanos de las Mujeres.

La Abg. Emily Camejo, presidenta de la Fundación Blanca Nieve Sierra dio la bienvenida al numeroso público que colmó las instalaciones del auditorio de un reconocido hotel de la ciudad y presentó a las invitadas que desarrollaron interesantes ponencias relacionadas con el tema del foro, como fueron la Psicologa Samanta Ramírez, la Lic. Luz Deisy Ascencio y la Abg. Gloria Briceño.

Desde Fundamor Venezuela agradecemos la invitación a este importante foro que se realizó como parte de un proyecto ejecutado en el Estado Lara por la Fundación BSN, denominado "16 días de Activismo contra la violencia hacia las mujeres" 
Oscar Manuel Romero.

Jornada de Saneamiento Ambiental

Fundación Amor realizó el 20 de febrero de 2011 una jornada de saneamiento ambiental en la comunidad de Las Palmeras, Municipio Valera del Estado Trujillo.
En esta actividad logramos recolectar toda la chatarra que se encontraba en las adyacencias de la sede de la Fundación, ubicada en la casa donde viviera la Sra. Ángela Margarita Oropeza de Romero, inspiradora de esta organización sin fines de lucro.
Participaron Óscar Romero, Odila Romero y Leticia Andara, hija de Odila y se logró la recolección de 1 Kg. de bronce, 5.2 Kg. de aluminio y cerca de 500 Kg. de chatarra de hierro, material que fue vendido a una empresa recicladora, por un valor de Bs. 150,00 que fueron destinados a la compra de material de oficina.

Revalorizar el Voluntariado

Por Bernardo Kliksberg
18 millones de personas mueren anualmente por causas evitables vinculadas a la pobreza. 9.6 millones de ellos son niños. Se estima que la actual crisis económica puede derivar en 400 mil muertes más de niños pobres en el 2009. Es un escándalo moral en un mundo donde el gasto militar crece sin cesar. Se necesitan políticas públicas que pongan a estas muertes evitables en primer lugar en las prioridades. Si bien ellas son lo central puede complementarlas una fuerza silenciosa de grandes potencialidades que es el trabajo voluntario. Así, la campaña "Levántate y habla" (octubre 2008) que exigió a los líderes mundiales cumplir con las metas del milenio y mejorar urgentemente la pobreza movilizó a 43 millones de personas en 127 países.

Banco del Pueblo Soberano reconoce 30 años de voluntariado del
Sr. Rafael Martínez en la selva amazónica venezolana.

Un estudio encontró que el 73% de los jóvenes españoles, y el 66% de los canadienses y americanos, le dan mucha más importancia a estos temas que a "hacer mucho dinero". Una encuesta en EEUU, entre jóvenes de 13 a 25 años halló que 61% estaban preocupados por el estado del mundo, y se sentían responsables de hacer una diferencia. En España las instituciones más valoradas por los jóvenes son las voluntarias.

El voluntariado es base de las principales religiones del planeta. La Biblia tiene 3.000 referencias a "aliviar la pobreza". En el judaísmo, la palabra para llamar la solidaridad, es Tzedaka, "hacer justicia". La idea es que ayudar, es restablecer la justicia violada por la pobreza. La Tzedaka es igual en importancia a todos los otros mandamientos juntos. Jesús de Nazaret proclamó que es como "tratamos al último de nuestros hermanos lo que va a determinar si heredaremos el Reino de la Divinidad o iremos al infierno eterno". El islamismo requiere ayudar a los necesitados. En las religiones orientales se afirma "el que regala una rosa a otro, se queda con la fragancia en la mano" él es el beneficiado.

El voluntariado ayuda al que lo ejerce. Singer, refiere que Harbaugh, Burghart, y Mayr (2007) hicieron un experimento entregando dinero a jóvenes estudiantes. Podían donarlo a un banco de alimentos para pobres o comprarse cosas. Se midió con resonancias magnéticas cómo reaccionaban los centros del cerebro que producen gratificaciones. Se activaban muchos más cuando donaban. En otro estudio (Universidad de Michigan, 2007) en 30.000 hogares americanos, se encontró que aquellos que donaban tenían un 43% más de probabilidad de considerar que eran "muy felices con sus vidas" que quienes no lo hacían, y un 68% menos de posibilidades de caer en la desesperanza.

En toda América Latina, se necesitan políticas públicas de primera calidad, muy centradas en la gente para poder responder a la crisis, que está haciendo subir la pobreza, el desempleo, y la exclusión social, pero el voluntariado puede ser un colaborador formidable de ellas. Para ello hay que potenciarlo y dar todo el apoyo público y privado. Una visión economicista estrecha ha desvalorizado con frecuencia las posibilidades del voluntariado y lo ha relegado. Es hora de superarla.

Asesor Principal de la  Dirección del PNUD/ONU para  América Latina. 
kliksberg@aol.com
Tomado de El Universal, Caracas, Venezuela. 20 de mayo de 2009

Fundamor dictó el Taller de Formación Microempresarial en Valera, Estado Trujillo

La Fundación Amor dictó el Taller de Formación Microempresarial en la comunidad de Las Palmeras durante los días 12 y 13 de marzo de 2011 al cual asistieron 19 habitantes de esa comunidad rural del Estado Trujillo y que fue promovido por el Consejo Comunal Casa de Teja Las Palmeras, instancia que solicitó a Fundamor su realización como parte del Proyecto Socioproductivo agrícola que se ejecuta en esa localidad. 

El facilitador, Óscar Manuel Romero, empleó la metodología del Taller de Educación Microempresarial, diseñado por la Socióloga Lucero Glorio, quien fue Gerente de Educación y Participación Comunitaria del Banco del Pueblo Soberano (Venezuela).

El evento contó con la valiosa colaboración de la señora Élide Andara quien cedió su vivienda para impartir el taller; de la señora Alba Romero Díaz, quien suministró el pizarrón acrílico y del Consejo Comunal Casa de Teja Las Palmeras que aportó papel, carpetas y lápices  y los certificados que se entregaron a los participantes.



Fundamor dictó conferencia "Discriminación, Igualdad y Transversalización" en Quilmes y en Buenos Aires, Argentina

Vecinos de Santa María IAPI
Óscar Romero, Danilo Romero Oropeza y Danilo Romero Useche, Integrantes de Fundamor Venezuela, viajaron a la República Argentina durante los días 22 al 27 de agosto de 2011, para dictar la conferencia "Discriminación, Igualdad y Transversalización" y visitar algunas comunidades de la Provincia de Buenos Aires.
Profesores y alumnos del Bachillerato
Popular German Abdala
La Socióloga Lucero Glorio, del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, coordinó nuestra visita al Centro Integrador Comunitario de Santa María IAPI (Quilmes) y al Bachillerato Popular German Abdala del Barrio Histórico La Boca, lugares donde se dictó la conferencia. María Luisa Gómez fue nuestra guía en Quilmes y lo propio hizo el Prof. Nahuel Casademunt en La Boca.

Fundamor Venezuela en el Centro
Integrador Comunitario de la IAPI
En nuestro recorrido por Buenos Aires conocimos a la Dra. Silvia Lamoine, quien nos refirió el trabajo de la Lic. Noelia de Cristofaro y de un grupo de personas en MANOS POR HERMANOS, una institución sin fines de lucro que atiende a 1600 niños en cinco comedores y una escuela rural, donde les proporcionan alimentación, contención y educación y con quienes nos comprometimos a darles nuestro aporte en materia de potabilización del agua en una nueva visita al país sureño.

En Argentina nos atendieron de maravilla y agradecemos infinitamente a quienes ya hemos mencionado y también a: Silvia Gómez, Mariano Harraca y Pablo Rodríguez.